sábado, abril 13, 2024

Estos son los posibles peligros de dormir con aire acondicionado

El aire acondicionado ha sido una de las soluciones más populares para combatir el calor en época de verano, especialmente para dormir.

Durante años, ha sido un aliado eficaz para quienes desean mantener una temperatura fresca y agradable en sus habitaciones mientras descansan. Sin embargo, a pesar de sus beneficios, es esencial tomar precauciones y considerar ciertos riesgos que pueden conllevar su uso prolongado, especialmente durante la noche.

Riesgo de resequedad en la piel y las vías respiratorias

Riesgo de resequedad en la piel y las vías respiratorias

El aire acondicionado extrae la humedad del ambiente para enfriar y refrescar el aire. Esta humedad se transporta fuera del cuarto, lo que puede conducir a la deshidratación del aire y una delgada capa de resequedad.

La resequedad del aire puede generar problemas como irritación en la piel y los ojos, labios agrietados, garganta seca, entre otras situaciones. En casos extremos, esta situación puede favorecer la aparición de eczemas y dermatitis.

Asimismo, la inhalación de aire demasiado seco puede causar resequedad en las vías respiratorias, causando congestión nasal y sequedad en la garganta, lo que puede agravar los síntomas de patologías respiratorias, como el asma y la sinusitis.

En este sentido, es recomendable utilizar el aire acondicionado con moderación y, de ser posible, optar por un humidificador. Este dispositivo es capaz de aumentar la humedad en el aire, previniendo la sequedad en la piel, los ojos y la garganta.

Dariana Echeto
Dariana Echeto
¿Definirme en pocas palabras? ¡Es complicado para una periodista! Tengo 31 años de edad y más de 5 años en el maravilloso ejercicio de la redacción. Soy una persona proactiva, organizada y responsable, con buenas relaciones interpersonales. Siempre tengo la mejor disposición para la realización de mis actividades personales, labores y el cumplimiento del horario. Amo los retos y los desafíos porque me han hecho crecer como persona y como profesional. Tengo muchas cosas que contarte, puedes leerme en vida.es.

Artículos similares