martes, diciembre 6, 2022

¿Vale la pena el baño seco para perros?

Bañar regularmente a su perro es necesario para mantener la higiene del animal. No hay nada mejor que dar un abrazo a tu amigo y sentir ese buen olor, ¿verdad? El problema es que cuando llegan los días de temperaturas más bajas, mantener esta frecuencia al día acaba siendo difícil porque, al igual que los humanos, el perro también puede sentir frío. En estos y otros casos, muchas personas han apostado por el baño seco para perro. ¿Conoces esta opción? Eche un vistazo a continuación y descubra cómo puede ser útil en la vida cotidiana.

¿Qué es el baño seco para perros?

Como su nombre deja claro, el baño seco para perros consiste exactamente en limpiar la piel y el pelo del animal con productos que no necesitan aclarado, es decir: no es necesario mojar al perrito en ningún momento. En las tiendas de animales y otras tiendas especializadas se pueden encontrar productos que sirven para este fin. Por lo general, están disponibles en spray, pero también se pueden encontrar versiones en polvo y otros formatos. Además de limpiar bien, dejan al perro con olor, lo que es un gran negocio en situaciones específicas.

¿Cómo dar un baño seco a los perros?

Después de comprar el producto específico para el baño en seco que crees que es mejor para tu perro, lo ideal es hacer una prueba para ver si el animal no será alérgico al producto. Aplicar en una pequeña parte del cuerpo del animal y esperar 24 horas para comprobar que no ha tenido ninguna reacción. Si todo sigue normal, puedes utilizar el producto tranquilamente con este paso a paso:

  • Paso 1: cepillar el pelaje de la mascota para deshacer los nudos, especialmente en los animales de pelo largo;
  • Paso 2: aplicar el champú en seco por todo el cuerpo del animal (excepto en la cabeza) y esperar el tiempo de actuación. En este momento, algunos productos piden que se frote la piel del perro con las manos o con una toalla. Preste atención a las instrucciones del fabricante del producto que elija;
  • Paso 3: una vez transcurrido el tiempo de actuación, volver a cepillar el pelo del animal para eliminar todos los restos de champú de su cuerpo. Eso es todo: ¡tu perro estará oloroso y limpio!

¿Cuándo el baño seco en el perro es una buena opción?

El principal uso del baño seco en el perro aparece en el invierno. Los animales más grandes, que suelen permanecer en el patio trasero y no pueden bañarse con agua caliente en el baño de casa, suelen pasar esta temporada sin ser limpiados adecuadamente. En este caso, el baño seco acaba siendo una gran salida, ya que no se corre el riesgo de exponer al animal aún mojado a bajas temperaturas, lo que, además de ser incómodo, puede provocar enfermedades como la gripe.

Además de este momento, los perros que están enfermos, pasando por un periodo postoperatorio o con lesiones que están siendo tratadas pueden beneficiarse del proceso de baño seco. Si tu cachorro no encaja en ninguna de esas situaciones, pero no es el mayor aficionado al agua (es decir: bañarlo siempre es complicado), puedes apostar por los sprays de baño seco como forma de mantenerlo limpio durante más tiempo, alternando con los baños tradicionales. Al final, el proceso acaba siendo más práctico y puede repetirse más a menudo, ya que no elimina por completo la grasa de la piel del animal, que también es importante para la protección del perro. Aún así, no se puede descartar el baño tradicional con agua y champú, ya que limpia al animal por completo.

Lupe Buendía
Soy Lupe. Como mi apellido, procuro tener un Buendía siempre, así que entre noticias, artículos y escritos es como paso mi mañana. Me ha gustado escribir desde siempre y he estudiado periodismo. Estudiante de marketing de contenidos y amante de la actualidad.

Artículos similares