viernes, abril 12, 2024

Los platos por los que Juan Mari Arzak ha ganado 3 estrellas Michelin

Juan Mari Arzak es un prominente chef, reconocido a nivel internacional por su aportación al mundo culinario. Natural de San Sebastián, España, Arzak comenzó su trayectoria profesional a los 16 años cuando el chef Pedro Subijana le invitó a trabajar en su restaurante Akelare. Desde entonces, su carrera no ha hecho más que escalar hasta llegar a su posición actual.

Durante los últimos 35 años, Juan Mari Arzak se ha especializado en alta cocina, fusionando tanto la tradición gastronómica española con la innovación culinaria y la nueva tecnología, creando platos frescos y sofisticados. Su trabajo destaca en sus elaboraciones inspiradas en la cultura local basca, obteniendo años de reconocimiento y premios gastronómicos, incluyendo el suculento título de Chef del Año otorgado por el Diario El Mundo en el año 1985.

En la actualidad, Juan Mari Arzak continúa liderando el restaurante 3 estrellas Michelin, Arzak. Fundado en 1897 y situado en la capital Donostiarra, el lugar sigue sorprendiendo a sus visitantes con platos refinados, creativos y de gran calidad. Como reconocimiento a su destacado trabajo, el chef ha sido galardonado con la Legión de Honor y diversas condecoraciones nacionales. Juan Mari Arzak es uno de los pocos españoles en formar parte de la Ensamble Internacional de Cocina.

A continuación, exploramos las 3 recetas que más lo han destacado y le han otorgado estas preciadas estrellas.

Gulas con Patatas y Pimientos

Gulas con Patatas y Pimientos

Uno de los platos más míticos de todo el mundo viaja. La gular con patatas y pimientos ha sido reconocida con 2 estrellas Michelin para el chef Juan Mari Arzak. Su preparación está hecha para destacar el sabor de los ingredientes más frescos, tan característicos de los meriendas navideñas. Las gulas de Juan Mari Arzak están hechas a fuego lento con una crema de verduras, hierbas y aceite de oliva virgen. Esto dan como resultado una sopa consistente, acompañada de trozos pequeños de patatas y pimientos. Un plato hecho para los que buscan una experiencia de cocina tradicional.

La clave de esta sabrosa receta es sumergir los ingredientes en una patata la suficientemente gruesa para crear una textura cremosa. Esta textura esencial también es crea por la cocimiento hecho a fuego lento durante un tiempo considerable. El hecho de cocinar la receta a fuego lento también ayuda a destacar los olores característicos y los sabores únicos de la receta.

Una vez que las patatas, los pimientos y las gulas han sido cocinados a fuego lento, se mezclan para crear una sopa especialmente fría. Se suele servir comúnmente con trozos de pan para mejorar la sensación en la boca. Esto, además, ayuda a mejorar la apariencia de la receta para hacerla más atractiva.

La forma más común de servir el plato es en un bol caliente. Esto se debe a que el sabor y la consistencia de los ingredientes se mantienen intactos a la vez que se disfruta más de su calor. Otro factor importante para mantener la presentación atractiva de la receta es la sugerencia de usar ingredientes de alta calidad que, a su vez, permiten preparar un plato rico y casero.

Diego Disese
Diego Disese
Apasionado por la gráfica y la comunicación. Trato de explorar el por qué, el para qué, el dónde, el quién y el cómo de los hechos, ya que es un compromiso con la verdad. Y la verdad lo es todo.

Artículos similares