lunes, mayo 20, 2024

Qué formación deben tener los cuidadores de personas mayores

En todo el país, hay millones de personas que se desempeñan como cuidadores de personas mayores, de discapacitados o niños

Algunos cuidadores trabajan para agencias de atención domiciliaria, otros trabajan de forma independiente y otros no «trabajan» en absoluto, pero son cuidadores familiares que colaboran para ayudar a sus seres queridos. 

Rasgos comunes de los cuidadores de personas mayores

Rasgos comunes de los cuidadores de personas mayores

No importa qué tipo de cuidador pueda ser una persona, existen rasgos comunes e importantes que la mayoría parece poseer para desempeñar con éxito las tareas de cuidadores de personas mayores. Cuando puedas identificar que la persona tiene estos rasgos comunes, sabrás que tu ser querido está en muy buenas manos.

  • Paciencia: Aquellos que brindan atención domiciliaria a otros deben ser pacientes. Ser paciente significa que la persona comprende que puede haber cambios en los planes, que las cosas pueden no ir tan rápido como se planeó y que, en ocasiones, puede haber un poco de vacilación por parte de la persona que recibe la atención.
  • Compasión: Cuando alguien tiene compasión por otro, tiene una comprensión de lo que la persona está pasando.
  • Atención: Es importante a la hora de brindar atención domiciliaria que los cuidadores de personas mayores estén atentos a las necesidades y cambios que se van produciendo. Al estar atento, el cuidador notará cuando haya cambios emocionales o físicos en la persona que está cuidando.
  • Confianza: Quienes necesitan atención domiciliaria no suelen necesitarla de forma esporádica. Más bien es de forma regular, por lo que es imperativo que un cuidador sea confiable y se presente para brindar la atención que la persona necesita y con la que cuenta.
  • Integridad: Los cuidadores de personas mayores a menudo se encuentran en una posición que les permitirá tener acceso a las pertenencias de la persona a la que cuidan. Es crucial que el cuidador sea alguien de confianza y que no rompa esa confianza aprovechándose de la persona que está cuidando.

Los servicios de atención domiciliaria van en aumento a medida que más personas descubren que es una opción asequible y que les permite a las personas que necesitan asistencia permanecer en la comodidad de su propio hogar.

Pero contratar al cuidador adecuado marcará la diferencia en el resultado de la atención domiciliaria y en qué tan bien se cuida a un ser querido. ¡Al buscar los rasgos anteriores en tu cuidador, puedes apostar que tu viaje de atención domiciliaria tendrá un gran comienzo!

Dariana Echeto
Dariana Echeto
¿Definirme en pocas palabras? ¡Es complicado para una periodista! Tengo 31 años de edad y más de 5 años en el maravilloso ejercicio de la redacción. Soy una persona proactiva, organizada y responsable, con buenas relaciones interpersonales. Siempre tengo la mejor disposición para la realización de mis actividades personales, labores y el cumplimiento del horario. Amo los retos y los desafíos porque me han hecho crecer como persona y como profesional. Tengo muchas cosas que contarte, puedes leerme en vida.es.

Artículos similares